×
Luis Carlos Plata
Luis Carlos Plata
ver +
Luis Carlos Plata (Saltillo, 1984) es abogado (UAdeC), maestro (UPF, Barcelona) y candidato a doctor (URV, Tarragona), pero practica el periodismo desde hace 17 años, y su trabajo de investigación le ha merecido premios estatales e internacionales. Ha sido articulista de catorcenarios, revistas y periódicos del norte del país desde 2002, además de fungir como director editorial de medios de comunicación en Veracruz.

" Comentar Imprimir
23 Mayo 2019 04:06:00
El espeluznante actuar del Poder Judicial en Coahuila
Casi no se le pone atención, pero el tercero de los poderes en el Estado, el que menos reflectores recibe, es el que resultados más pobres entrega. Y vaya que con el Ejecutivo y el Legislativo hay tela de dónde cortar.

Primero, por un asunto de inoperancia. En el Poder Judicial, al 7 de mayo de 2019, existen 102 mil 897 juicios en trámite. Eso significa que se necesitarían por lo menos 10 años, consecutivos y sin descanso, para resolverlos en las condiciones de trabajo actuales. Precarias, por lo demás. Y requeriría, por si fuera poco, no radicar más juicios en esa década para poder abatir el rezago, lo cual se antoja imposible, pues tan sólo en 2018 hubo 65 mil 726 nuevos expedientes y 63 mil 174 en 2017.

¿Por qué nos hemos acostumbrado a que la nula impartición de justicia sea normal en Coahuila?

Y aquí viene un detalle interesante.

Para empezar, haga usted un ejercicio de memoria y visualice los funcionarios que de 2008 a la fecha han ocupado cargos públicos en la entidad, en todas las dependencias de la administración y a todos los niveles, y recuerde los casos de corrupción vinculados a ellos.

Pues resulta que en el Poder Judicial, en ese mismo tiempo: de 2008 a la fecha, no hay ni una sola sentencia condenatoria sobre delitos cometidos por servidores públicos. Ninguna. Cero.

Ni enriquecimiento ilícito, ni cohecho, ni peculado, ni cualquiera relacionado en los Juzgados de Primera Instancia en Materia Penal del Sistema Acusatorio y Oral, ni en los Juzgados de Primera Instancia en Materia Penal del Estado, que son los competentes para conocer y resolver los asuntos.

Lo anterior significa 12 años en blanco. Como si viviésemos en una sociedad distópica escrita en las novelas de José Saramago. Un insulto a la inteligencia. Sólo existe, eso sí, un proceso iniciado en 2014 en el distrito judicial de Saltillo, dos en 2015 y tres en 2019; pero ninguno resuelto. Asimismo cuatro iniciados en 2018 en el distrito judicial de Sabinas también pendientes de resolución. La nada, pues.

El Judicial, sin embargo, se ha convertido con el paso de los años en un Poder que mira más al pasado que al presente.

Mientras existen 21 magistrados activos, entre distritales, regionales y salas colegiadas, hay otros 20 magistrados pensionados vivos, y cinco más fallecidos. En estos últimos casos, la pensión la disfrutan sus beneficiarios. Y todos reciben una cantidad irrenunciable, igual a como si estuviesen en activo.

Cortita y al pie

De los actuales, para dimensionar el dispendio, la magistrada presidenta, Miriam Cárdenas Cantú, percibe 273 mil 680 pesos brutos al mes. Los presidentes de Sala, 237 mil 229. Los magistrados de Sala, 231 mil 732 pesos. Un magistrado del Tribunal de Adolescentes, 194 mil 175. Y los magistrados distritales, finalmente, 108 mil 200 pesos.

La última y nos vamos

Pese a ello el Judicial es un Poder irresponsable. Y para demostrarlo basta recordar lo que sucedió en el caso Ficrea, donde Gregorio Pérez Mata, entonces magistrado presidente del Tribunal Superior de Justicia, provocó la pérdida de más de 100 millones de pesos (descontando lo recuperado) al depositarlos en la fraudulenta caja de ahorro, y hoy goza de la tranquilidad que le provee su jubilación.

Es un Poder corrupto. Y para ejemplificarlo no hay que olvidar la trama de corrupción con el Infonavit, en la cual hay jueces coludidos para quitar viviendas a trabajadores con artimañas legales, a la fecha sin que se finquen responsabilidades.

Y es un Poder opaco. Pues a dos meses de que fue obligado por decreto a transmitir las sesiones del Pleno del Tribunal Superior de Justicia en vivo, “actualmente se llevan estudios técnicos para conocer sobre los requerimientos de esa naturaleza”, como consta en el oficio DRM/052/2019.

Como si no bastase un celular con conexión a internet.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2